¡Un río que corre en otro río! Cenote Angelita

| |



El misterio que se haya en el Cenote Angelita (río subterráneo), es uno de los fenómenos naturales más cautivadores de la Riviera Maya. Se sabe que los ríos subterráneos en la Península de Yucatán son numerosos pero ¿Qué hace que el Cenote Angelita destaque de entre todos ellos? Pues el hecho de que sea un río que corre a través de otro río.

La idea no es tan descabellada como suena, para empezar existe un fenómeno conocido como haloclina, es un fenómeno físico que ocurre a causa de la salinidad del agua, mientras que el agua dulce es menos densa se mantiene en la superficie y el agua salada que tiene mayor densidad se concentra en el fondo.

Lo que sucede en este cenote es precisamente el efecto de la haloclina, una nube de sulfato de hidrógeno que al mezclarse con el agua salada la envía por debajo de los 27 metros formándose una corriente de agua distinta, además la vegetación que cae al fondo como los troncos de árboles, rocas y demás elementos de la región crean un escenario espectacular.

Es posible bucear hasta el “bosque submarino”, el único detalle es que es necesario tener experiencia en el buceo, pues el recorrido llega hasta los 40 metros de profundidad y para los buceadores que apenas están iniciando podría ser algo complicado.

Previous

¡Por primera vez! La serpiente lunar en Chichén Itzá

Top 10 lugares más instagrameables en Cancún

Next